jueves, 12 de octubre de 2017

La recuperación

The Hours (2003), Stephen Daldry. 

algo que muriera más vivo para mejor vivir

Teresa Rita Lopes


No acudir a las citas médicas no hace
que el día sea menos relevante,
sólo se convierte en una reminiscencia
de responsabilidad y en una lucha insoportable
por acallar las continuas interrupciones
al verdadero trabajo.
Pienso en una mañana de invierno en Nueva York
como algo más plausible que la realidad que me acompaña
y contamina cada esfuerzo por vivirla tal cual es.
Supongo que los pájaros acuden a mí para morir
en paz porque intuyen mi romance con la muerte.
Esa marca invisible e intachable en el dorso
como la mano gris que recuerda la fragilidad de la historia,
el estruendo de las emociones inundándose en su propia
sed de destrucción. Siempre mientras caminas
el tacto de esa mano te acompaña, y cada día
no habrá otra conjunción de universos
que la de dejar que lo que amas se aleje
y muera si debe hacerlo, como los pájaros
heridos mueren por mí.
Colección de cadáveres que alimentan
el dietario y las margaritas,
el paso firme y enfermo del poeta.
Absolutamente todo por hacer y nada más
relevante que su secreto,
el abandono que inicia un nuevo ciclo,
la pérdida constante que es vivir
alimentando la llama de la escritura.
Allá viene otra oleada de irreverencias, pechos 
y trivialidades mezclándose en un fluido
latente y pausado cuyo recorrido es un argumento permeable
que nos invita a seguir, aunque esta vez
no quiero saber cómo termina.

miércoles, 11 de octubre de 2017

El suelo raso que somos

Providence, Rhode Island (1975–1978), Francesca Woodman


1

Incorporar a nuestros muertos
                              los muertos
de nuestra vida
                Parirlos al revés
Recuperarlos para el suelo raso que somos
Dejar que se deshagan como viejas raíces
y suban de vez en cuando a la superficie
en la sonrisa efímera de una flor
                                  quién sabe


2

Los más difíciles de enterar son los muertos 
vivos
      los que vagan a nuestra puerta
                               ya de noche cerrada
a nuestro alrededor
                    sin sitio
                              sin peso
para anclar 


3

Si se pudiera hacer de la vida ese viaje
todos los viajes
                 en que se están dejando
siempre atrás cosas y gentes y paisajes
más amadas aún porque perdidas enseguida
para siempre
             Saber que todo
es para ser perdido
                    para dejar atrás
                                     personas
cosas tiempo
             que vivir es proseguir sin querer
de puerto en puerto
                    de día en día
                                  de muerte
en muerte


4

Vivir como quien viaja
                       Detenerse
demasiado es desistir
del viaje
          Quedarse es perder
el ritmo del horizonte
de las constelaciones de las olas
de las estaciones del año
                          Tal vez
la gente como ellas vaya y venga
sin saberse por qué
                    cómo
                         ni a dónde

5

Pero mi vida es mía
                    sólo
mía
    Cuanto más viva yo más llenos
quedarán los manantiales de la fuente oculta
de donde viene este caudal
                           de agua o aire
o lava
       en que somos traídos y llevados
sin haber sido para ello destinados ni oídos 



Teresa Rita Lopes, Cicatriz (ed. y traducción des Perfecto E. Cuadrado), Barcelona, El bardo, 2006.                                                                      

sábado, 9 de septiembre de 2017

Breve ensayo de un poema

County Mayo (2016), Sarah MCeneaney. 



Ese momento poético revelador que se intuye
y nunca llega a alcanzarse del todo
que tan bien captura
SQÜRL –el grupo de Jim Jarmusch–
en Paterson. Es imposible sumergirse
en los sonidos extáticos que producen
los sintetizadores analógicos
a no ser que te pongas directamente
la película y vayas a escenas concretas
o a los créditos finales, ya que el grupo
todavía no se ha decidido a lanzar
su nueva intrusión en la música
electrónica ambiental. Dime entonces
a qué viene tu intrusión en esto,
salir a la calle sin moverse,
sin alterar la comitiva de pájaros
que bordea el barrio, flechas directas
a la ventana que refuerzan el engranaje.
A qué viene el aislamiento y la robustez
con la que el espectro ha ido extendiéndose
sin dejar apenas nada libre para tus reparos.
Buscas constantemente que te tome y te
preguntas si alguna vez hubo otra forma
en la que frondosidad del cristal
determinara el día y todos los que vendrán.